Una parte de mi cabeza

No se me ocurriría, ni por asomo, interrumpir al aguerrido viajero que, durante la sobremesa, describe a los comensales la belleza inquietante, sobrecogedora de las auroras boreales que pudo contemplar en Tierra del Rey Jorge hace media docena de otoños, pero una parte de mi cabeza es incapaz de representarse su descripción sin experimentar una… [+]

El hombre nuevo

Hay cosas que es mejor no decir enseguida, en especial si le obligan a uno a medirse con la incapacidad del interlocutor para gestionar el miedo a ser cuestionado. Una incapacidad que, desafiada en caliente, se torna hostilidad con la determinación y la celeridad propias del niño que, contrariado por algún lance del juego, se… [+]

Adjetivos

No recuerdo quién, el otro día, abrigado de más según tres de las dos estaciones bercianas y demostrando un bajísimo umbral de frustración, se levantó de la mesa en la terraza del bar de Magaz de Abajo diciendo — No aguanto más este solecito radiactivo. Uno de los tradicionales defectos de quienes se adentran, primerizos,… [+]