Adjetivos

No recuerdo quién, el otro día, abrigado de más según tres de las cuatro estaciones bercianas y demostrando un bajísimo umbral de frustración, se levantó de la mesa en la terraza del bar de Magaz de Abajo diciendo — No aguanto más este solecito radiactivo. Uno de los tradicionales defectos de quienes se adentran, primerizos,… [+]